martes, 22 de abril de 2014

"Consejos Inspirados en el Budismo Zen Para Hacer Feliz a Tu Hijo".

Los padres queremos que nuestros hijos sean felices. 
Queremos que crezcan en un entorno sano, estimulante y cariñoso. 
¿Qué acciones o actitudes podemos tomar para que los niños 
sientan exactamente eso?  
1. Sonríeles cuando los veas. Que tus hijos se den cuenta de la felicidad que te provoca verlos entrar al mismo cuarto. Ellos pueden distinguir el brillo en tus ojos cuando eres feliz, así que déjate ser cada que los veas. Di su nombre en voz alta; a los niños no sólo les gusta escuchar el sonido de su nombre, sino que les hace sentir reconocidos por sus seres queridos.
2. Enséñales que está bien sentirse aburridos. Cuando el punto anterior no es posible, cuando nuestras energías simplemente no están al alcance de lo que ellos demandan, no les pongas la tele (como si fuera un piloto automático). Los niños tienen una imaginación asombrosa y pueden entretenerse con cualquier cosita. Dales mejor unas hojas de papel y colores; los mantendrán ocupados por mucho más tiempo que cualquier caricatura y producirán obras bellísimas.
3. Restringe las horas de tv, computadora y otros aparatos. Estos dispositivos limitan su creatividad, desvían su atención de la naturaleza y el mundo exterior, les impiden imaginar formas de mantenerse entretenidos o calmados por su propia cuenta. Además, no quieres que en 10 años se sepan de memoria todas las caricaturas y, cuando miren en retrospectiva, vean su infancia llena de televisión.
4. Deja que tu hijo ponga algunas de las reglas. De vez en cuando, comparte con tu hijo las reglas de la casa; se sentirá parte del círculo familiar y parte de quienes toman las decisiones. Además, cuando vea que sigues sus propuestas, se sentirá muy bien, pues sabrá que te importa lo que él/ella opina.
5. De tal palo, tal astilla. Si quieres que tus hijos se porten de cierta manera, deben verlo en ti. Si quieres que tengan el hábito de la lectura, deben verte sumergido leyendo. Si quieres que sean felices, no se los digas, sonríe sin miedo, sin dudas; ellos lo verán.

Imagen: Jomsom, Western Region, Nepal © Nisha Malik.
The Eyes of Children around the World. 






"Elige el Ojo Que Llame Tu Atención".


Para elegirlo debes confiar en tu intuición a primera vista. 

Recuerda que jugamos a descubrirnos o re-descubrirnos...
Que te diviertas....

1- PERSONALIDAD CONFIADA
Tú eres el tipo de persona que permite a casi cualquier otra persona entrar en tu vida y en tu corazón. Consideras que es mejor correr el riesgo de salir lastimado, que esconderte de la gente. No le revelas a nadie tus miedos e inseguridades. Crees que debes resolver tus problemas por ti mismo. Tratas de dar todo de ti a las personas, incluso si en el fondo del alma no deseas hacerlo. Ayudando a otros, sanas tus heridas.

2- PERSONALIDAD FORMALTú eres el tipo de persona que siempre trata de dar una buena impresión y hacer lo correcto. Crees que tus acciones tienen significado en la vida de otros. No muestras a la gente tu emoción, por ejemplo, que estés molesto. Intentas ser mejor, ya que consideras que es lo mejor que puedes hacer con tu tiempo en este planeta.

3- PERSONALIDAD SACRIFICADATratas de encontrar tu sitio en cualquier parte siempre que sea posible. Es la búsqueda de un lugar en este mundo confuso. No muestras a la gente tus pensamientos oscuros. Has pasado por mucho... Se podría decir que eres un rey en eso de “volver a levantarse después de una caída”.

4- PERSONALIDAD MEDITATIVATú eres una de esas personas a las que les gusta premeditar todo. Te gusta encontrar el significado profundo y oculto de las cosas. A veces llegas a estar tan inmerso en tus pensamientos, que te resulta difícil salir de ese estado y dejar de pensar. No le enseñas a los demás tu alto grado de inseguridad en todo. Puedes entender claramente algo, pero sigues sintiéndote inseguro sobre eso. La vida para ti es un rompecabezas y no te cansarás de jugar hasta que no tengas todas las piezas juntas.

5- PERSONALIDAD MISTERIOSATú eres un misterio incluso para ti mismo... Buena suerte para aquellos que traten de entenderte. Eres como una tela de araña de contradicciones, cambiando constantemente de estados de ánimo. Tan pronto te encuentras a ti mismo, cambias de inmediato y comienzas tu búsqueda de nuevo. Eres una persona que con sus acciones lleva a la confusión a los demás y -a veces- a ti mismo. Prefieres observar bien primero a la persona antes de iniciar una conversación. Tú dices sólo aquellas cosas, en las que crees estar seguro.

6- PERSONALIDAD SENSIBLETú eres el tipo de persona que se da cuenta de todo y no olvida nada. Eres muy sensible e incluso las cosas más insignificantes pueden impresionarte. A ti, fácilmente, te pueden sacar lágrimas o risas, pero tratas de no mostrar (a casi nadie) lo frágil que eres. En su lugar, te muestras todo lo perspicaz que puedes ser. Tal vez tú puedas prever que pasará en el futuro en tu vida.

7- PERSONALIDAD ENÉRGICATú eres el tipo de persona siempre enérgica o... enamorada. Eres muy perspicaz. Tú amas u odias. Tienes un montón de opiniones... Y a la acción te decides rápidamente. Tienes una gran cantidad de energía, pero con frecuencia te encuentras nervioso. Para ti todo es una apuesta muy grande. A veces tú no puedes dejar de crear un drama en tu cabeza.

8- PERSONALIDAD EXCÉNTRICAEres el tipo de persona que tiene intereses y creencias inusuales. Eres un poco 'rarito'. No muy aficionado a las reglas. A menudo actúas bajo el principio: “Lo que quiero hacer, lo hago y dejo que pase lo que pase”. Eres una persona abierta a otras personas. Simplemente te ríes de aquellos que tratan de cambiarte. No te gusta ser parte de la masa gris de la gente.

9- PERSONALIDAD INTUITIVAEres el tipo de persona que entiende muy bien al mundo y a las demás personas. Puedes decir mucho sobre una persona solo por su expresión facial o por su tono de voz. Sientes cuando te mienten. Tú muestras al mundo, solo lo que quieres mostrar. Tú sientes cuando estás siendo manipulado, y sabes cómo manejar a alguien, si fuera necesario. Pero por lo general, no recurres a esto.



"Bien Decir".

Somos parte de una trama energética, 
lo que hacemos incide en la configuración del medio que nos rodea. 
Las vibraciones que emitimos van moldeando nuestra realidad.
Por esto es tan importante bendecir, 
que no es otra cosa que “hablar bien”.
Cada palabra tiene una vibración específica 
y va a asociada a un sentimiento y pensamientos determinados. 
Al final son distintas formas de manifestación de energía, 
pero es esa energía creadora la que le da forma a nuestro mundo.
Somos responsables de lo que decimos. 
Bien nos haría tener presente el poder de estas sutiles herramientas de construcción. 
Las palabras no son la realidad, pero le dan forma.
La próxima vez que abramos la boca para decir algo, 
procuremos recordar que aquel inofensivo conjunto de letras
 puede hacernos vivir un sueño o cavar nuestra tumba.
Tú decides.
Nicolas Tamayo.
elcaballogriego.wordpress.com
Imagen: Alex Fitch

lunes, 21 de abril de 2014

"El Peor Karma de Todos".

Imagen fondosni.com

Buda dijo: 
" El peor karma negativo de todos, 
es el de aquellos seres 
que utilizan la palabra para causar dolor y sufrimiento".

"Yo No Soy el Contenido de Mí Vida".


Yo no soy mis pensamientos, emociones, percepciones sensorias y experiencias. 
Yo no soy el contenido de mí vida. 
Yo soy Vida. 
Yo soy el espacio en el que ocurren todas las cosas. 
Yo soy conciencia.
 Yo soy el Ahora. 
Yo Soy.

Eckhart Tolle.

Imagen: Beautiful Bamboo Forest by night, Arashiyama, Kyoto, Japan 
en Les meilleures photos du monde. 


"Estamos Aquí Para Que la Conciencia Pueda Florecer a Través de Esta Forma".


¿Has llegado a alguna conclusión de lo que hay después de la muerte?
De algún modo, casi puedo decir que he muerto ya porque si no estás identificado con la forma, lo que queda es lo eterno que no tiene forma. Entrar en eso conscientemente es encontrar la muerte antes de que la muerte te encuentre a ti (risas) y si entras ya en la dimensión que no tiene forma y has entrado en la muerte, te das cuenta de que lo que llamamos muerte en realidad es la vida, es la vida sin forma. La muerte es solamente la disolución de la forma y queda la vida, o lo que Jesús llama “vida eterna”. Por eso la muerte, incluso la muerte que sucede cerca de ti cuando se muere alguien, es siempre una posibilidad de realización espiritual. Detrás de cada muerte se esconde la gracia.

Entonces, ¿para qué estamos aquí?
Estamos aquí para que la conciencia pueda florecer a través de esta forma y entrar en el mundo de las formas para transformarlo. El propósito de la vida, en lo profundo, es ser como una puerta para la dimensión sin forma, que entonces entra en el mundo de las formas y convierte el mundo en algo que ya no es hostil.

¿Cómo es un día ordinario en tu vida?
Muy simple. Yo pienso relativamente poco. En la vida diaria, si estoy con una persona, la escucho hasta que las palabras surjan, o si estoy en la calle comprando también tengo pocos pensamientos y reacciones. Las situaciones son como son. La vida es muy simple. Muy pocas veces pienso en el pasado y la atención está en la simplicidad. El momento presente siempre es bastante simple porque es solamente eso. La consciencia está en la simplicidad del momento presente. Hay paz incluso si algo no va bien. No llevo encima una identidad. Por ejemplo, en la enseñanza espiritual, la gente me llama maestro espiritual y ellos piensan que es mi identidad pero yo lo veo simplemente como una función. Cuando estoy con un grupo de personas y estoy hablando, entonces soy el maestro espiritual, pero en el momento en que salgo de la sala dejo de ser el maestro espiritual inmediatamente y solamente hay una consciencia abierta que no lleva una imagen de quien soy. Porque cada imagen que llevas te va a conducir al sufrimiento. Voy por la calle sin ser nadie en particular, simplemente un espacio consciente. Das un paseo no como una persona sino como un espacio consciente, o estás tomando un café no como una persona, pensando en tu historia personal, simplemente como un espacio consciente, sin llevar las constantes definiciones de quien soy o hablándome de mi vida con esa voz interior que me cuenta cosas de mi vida: “no estoy contento con mi vida” o cosas así que son cuentos, pensamientos. Estas complicaciones, afortunadamente, no las tengo.

Chi Kung: "Los Seis Sonidos Curativos".

No insumen mas de unos 15 minutos y dejan al cuerpo limpio de toxinas, clave esta fundamental no solo para mantener la salud, sino para el desarrollo espiritual. Se trata de seis sonidos cuya vibración refuerza y depura cada uno de los principales órganos y sus canales energéticos asociados.
Los sonidos han de hacerse en el orden sugerido, (ciclo generativo). Sentado cómodamente y con la columna recta es lo ideal, aunque otras posturas son aceptadas. El objetivo es deshacerse de las energías negativas que ciertas emociones nos generan y transmutarlas en luz y energía positiva.

Cada sonido se debe repetir 3, 6, 9, 12, 24, ó 36 veces, expirando hasta que se note que el aire que sale por la boca es frío.

Al inspirar se lleva energía positiva –una luz blanca- y se le sonríe al órgano, enviándole gratitud y alegría. Lo ideal es que el sonido sea emitido hacia el órgano, para masajearlo con la vibración. O sea, presentamos un hermoso ejercicio de Chi Kung

LA PRÁCTICA
Con los ojos cerrados se atiende al órgano, se pone la atención en el.

1. PULMONES: Con la lengua detrás de los dientes cerrados y con una exhalación lenta y prolongada, producir el sonido SSSSSSS

Hacerlo con la intención de soltar todas las tristezas y depresiones. Si viniera a la mente una situación o recuerdo triste aprovechar para eliminarlo. Este sonido limpia de toda tristeza al pulmón, el órgano donde se guardan esta emociones.

Al inspirar llevar la energía del coraje, del valor y el buen animo a los pulmones. Sonreír y brindarle amor a estos órganos. Conviene visualizarlos envueltos en una luz blanca.

2.- RIÑONES: Formar una O con los labios como si se soplase la vela de cumpleaños y con una exhalación lenta y prolongada emitir el sonido HOOOOOO, al tiempo que se elimina el miedo e inseguridad.

Si le viene a la mente en ese momento una situación o persona que produce miedo e inseguridad, no lo aparte de su mente, sino piense en ello mientras hace el sonido para eliminar el miedo de la situación.

Durante los periodos de descanso respire a los riñones y sonríele mientras le envía una luz azul o negra brillante. Sienta la virtud de la Bondad y Paz.

3.-HÍGADO: ponga la lengua junto al paladar y con una exhalación lenta y prolongada, produzca el sonido SSHHHHHHHHHHHH. Al mismo tiempo que elimina la rabia, la Ira, la cólera, la agresividad.

Si le viene a la mente en ese momento una situación o persona que le produce rabia, cólera o agresividad, no lo aparte de su mente, sino piense en ello mientras hace el sonido para eliminar la situación o persona de su mundo interior, para transmutarlo.

Durante los periodos de descanso respire hacia el hígado y sonríale al tiempo que lo rodea de una luz verde brillante. Sienta la virtud de la Amabilidad.

4. – CORAZÓN: Con la boca completamente abierta colocando la punta de la lengua detrás de los dientes inferiores haga una exhalación lenta y profunda al tiempo que produce el sonido HAAAAAAAAA y elimina el orgullo, el odio, la soberbia, la impaciencia y la prisa.
Si le viene a la mente en ese momento una situación o persona que le produce esta emociones que está eliminando, no lo aparte de tu mente, sino piense en ello mientras hace el sonido para eliminar el odio, orgullo, etc. de la situación o de la persona. Durante los periodos de descanso respire y sonría al Corazón al tiempo que lo rodea de una luz roja brillante. Sienta la virtud del Amor, y la Felicidad.

5-BAZO: Ponga otra vez la lengua junto al paladar y haga una exhalación lenta y profunda al tiempo que produce el sonido GUUUUUUUUUUU, desde la garganta como el sonido de “Gemir” y elimina la preocupación.
Si le viene a la mente en ese momento una situación o persona que le produce preocupación, no lo aparte de su mente, mas bien piense en ello mientras hace el sonido para limpiar la situación o la persona..

Durante los periodos de descanso respire y sonría al Bazo al tiempo que lo rodea de una luz amarilla brillante y siente la virtud de la Belleza que potenciará positivamente este órgano.

6.-TRIPLE CALENTADOR: Si es posible haga este ejercicio tumbado. Con la boca abierta exhale lentamente el aire mientas hace el sonido HIIIIIIIIIIIIII. Cuando pare para exhalar, trate de imaginar un rodillo grande que va aplanando el pecho, el estómago y el abdomen, y siéntase vacío ( es como cuando aplastamos con la mano una bolsa de plástico para guardarla. Sonría al triple calentador (no es un órgano).

Esto equilibrará todas la energías activadas por los demás sonidos y relaja el cuerpo en general.

La práctica habitual de estos ejercicios depura al organismo de energías negativas, hace prevalecer nuevos y poderosos estados de conciencia de tal forma que se torna cada vez mas improbable caer en tristezas, depresiones, cóleras, miedos, etc.

Un estado de completitud y felicidad se instala, es nuestro estado de conciencia original. 
Fuente: www.creadess.org